“Actores” del 5 de Octubre y han tratado de falsificar la historia”

0
19

FALSIFICANDO LA HISTORIA

Querido amigo, tienes toda la razón cuando criticas la forma publicitaria en como hoy se presenta el triunfo del No,  lo peor es que además, es que algunos de los que hoy celebran el triunfo del no nunca lucharon, nunca arriesgaron nada, nunca estuvieron en la calle, nunca buscaron la unidad para derrotar la dictadura,  solo al final se subieron por el chorro, incluso algunos se opusieron, además apartaron a los verdaderos héroes. Los que fueron torturados, asesinados, relegados encarcelados y exonerados

 La lucha hasta los años 80, solo había sido valerosamente clandestina y el peor precio lo pagaron los comunistas y socialistas, además de otras organizaciones políticas de izquierdas Un grupo de políticos, decidimos enfrentarnos públicamente a la dictadura y creamos dos referentes con oficinas y domicilios que todos pudieran conocer, inclusive y principalmente la dictadura, especialmente para que se perdiera el miedo. Lo hicimos con El Proden (Proyecto de Desarrollo Nacional, Soc. anónima cerrada), fue una organización pluralista y unitaria y lo sostuvimos además con nuestro diario con Fortín Mapocho (Soc. anónima cerrada, Taurus). Nos costó construirlas, al principio y en mi propia oficina en el corazón de Santiago, Agustinas, esquina de Ahumada.

Ver Testimonio de una “Alternativa Pluralista y Unitaria” edición Septiembre 1988, Edit. Tamarcos S.A. y “El  Precio de Sostener un Sueño”. Edit. Lom.1995,

Así fue como empezó todo. Buscamos el apoyo de algunos partidos y estos nos dieron con las puertas en las narices. Ellos estaban en otra, a lo más con una organización cupular para el cambio de la Constitución, lo destaco, porque ni ellos mismos se lo creían, porque cuando se subieron al poder, se olvidaron en lo que trabajaron, el cambio de la Constitución hasta el día de hoy. Dos años nos demoramos en constituir el Proden con la tremenda capacidad que demostró, se incorporaron las organizaciones sociales y sindicales, por cierto los militares constitucionalistas que fueron los primeros opositores públicos, al interior de sus cuarteles y,  hasta el día de hoy los más olvidados. Se han olvidado que, cuando Pinochet metió los tanques a la mina del Teniente para parar la huelga de esos trabajadores, sindicato que encabezaba Seguel, este llegó hasta nosotros, nos pidió ayuda y nosotros le cambiamos la huelga fracasada, por la primera protesta pública anunciada en conferencia abierta, principalmente don periodistas extranjeros. Con el éxito ellos y otros sindicatos se incorporaron al Proden para seguir luchando por sus derechos, constituyeron el Comando de Trabajadores, también al interior del Proden, en el que ya estaban cientos de organizaciones sociales. Cuando ellos se incorporaron a nuestra organización, todo se fortaleció aún más, por el número, tuvimos que cambiarnos a una oficina, arrendada al ex Senador Sergio Paez.

¿Dónde estaban algunos políticos que hoy aparecen como los únicos responsables de la caída de Pinochet como por arte de magia en las noticias? Escondidos o haciendo platas al alero de régimen o asustados encerrados en sus casas

 Han falsificados una vez más la historia para ningunear a los verdaderos héroes, que lucharon desde el principio, como el Partido comunista en que muchos de ellos entregaron su vida Porque hoy se les niega el derecho a participar en los actos de la derrota de Pinochet. Yo no soy comunista, ni lo seré, pero es un deber de conciencia señalar esta injusticia. ¿Que apitutado pago ese precio? El triunfo del no, no cayó del cielo, fueron 17 años de luchas terribles, especialmente para los detenidos desaparecidos y con dolores muy grandes. Lo peor que aquellos, ni la mayoría de los medios de comunicación, estuvieron de frente contra el régimen, salvo Análisis, un poco la Época, en la medida de lo posible y por cierto el Diario Fortín Mapocho. La mayoría de los políticos tradicionales, llegaron a última hora haciendo promesas, se  subieron por el chorro, pero, ellos no tenían la intención profunda de cumplirlas y así se ha visto, a lo largo de estos 30 años, solo las cosméticas se modificaron, pero las vitales, las que el pueblo reclamó y creyó, que ellas se cambiarían, pasaron solo a formar el slogan explicativo, repito, ”Una Democracia Dentro de lo Posible” ,y, solo para tapar el hecho, que ya todo lo habían tranzado con el Departamento de Estado, la CIA y el embajador Norteamericano. Esta es la explicación del porqué nunca se llevaron a cabo esos cambios, donde lo principal, era el cambio de la Constitución, Aceptaron y tranzaron  un Congreso amarrado, con el Binominal y las leyes de Quorum, que han hecho imposible hasta ahora, cambiar el injusto modelo neoliberal, recuperar nuestros recursos naturales, en especial el Cobre y el Litio, que le habría permitido a los chilenos, que el crecimiento del país y sus recursos, no se reparta se reparta entre muy pocos. Administraron el sistema del dictador, solo sin el dictador, lo sustituyeron en su cúpula y nada más. Es cierto que se acabó el miedo y sólo porque el pueblo lo había perdido con las protestas y la primera gran concentración publica que citamos en General Velazquez, y que trataron de prohibirla, a pesar que asistieron más de 120 mil persona. Allí se dieron cuenta que Pinochet estaba debilitado. Fue tal su falta de compromiso y obstaculizaciones, que acordamos prohibir, que se subieran a nuestro estrado. Conservo las valiosas fotografías del acto, pero son  los mismos que hoy se vanaglorian del simbólico acto del no. Los timoratos solo siguieron repitiendo, “la Democracia en la medida de lo posible” o que, “los órganos del poder están funcionando”, esa fue la justificación para seguir con el modelo neoliberal y la actual Constitución con la mayor desigualdad en toda la historia de nuestro país. Por tanto nunca han tenido una voluntad política profunda, de hacer los cambios prometidos. Si, se apoderaron del sistema político y económico, en su propio beneficio personal y como partidistas de cúpula, alejando al pueblo y sus organizaciones sociales y sindicales de las decisiones principales en estos últimos 30 años. Nosotros no éramos partidarios de tranzar con Pinochet, sino derrotarlo completamente, nos prometieron igual que al pueblo, pero nos engañaron a todos.

Jorge Lavandero octubre 2018

No hay comentarios